Sala de prensa

Blog

La extensión de redes celulares vía satélite: un elemento clave para impulsar la conectividad en América Latina

16 de octubre de 2020


La brecha digital es un problema de enorme relevancia en la actualidad y que puede ser tan sencillo de identificar como comprobar la calidad de la cobertura de tu dispositivo móvil. Convertidos hoy en una ventana a la Sociedad de la Información, el auge de estos dispositivos con tecnología 4G ha permitido la aparición de un sinnúmero de aplicaciones que requieren un consumo mucho mayor de ancho de banda. Este hecho, unido a la estrategia adoptada por muchos gobiernos para la extensión de redes celulares en las zonas más remotas y dispersas para reducir así su brecha digital, se encuentra a menudo con el obstáculo de que las redes terrestres de alta capacidad, como la fibra óptica, no pueden desplegarse de una forma óptima en términos de coste o inmediatez.

Sin embargo, el satélite sí es una solución eficiente para extender estas redes, conectando estaciones base sin tener que recurrir a costosas inversiones en infraestructura terrestre. De este modo, gracias a una conexión vía satélite se pueden conectar zonas remotas con la red móvil global, optimizando así la inversión económica y consiguiendo la capilaridad que precisa este tipo de comunicaciones para que tengan un imprescindible acceso universal, con independencia de que el usuario viva en Ciudad de México o en una localidad remota del estado de Hidalgo.

Este movimiento no acaba aquí. A la extensión de la tecnología 4G le seguirá la llegada del 5G, lo que augura un crecimiento en la demanda de estos servicios de backhaul. Por ello, la demanda de este tipo de servicios satelitales seguirá aumentando en regiones como América Latina, con grandes extensiones, localidades dispersas, dificultades orográficas y un menor desarrollo de las infraestructuras terrestres de comunicación. En concreto, los estudios de mercado prevén que la demanda de capacidad de satélites geoestacionarios para servicios de backhaul en la región se incrementará un 21% en el periodo 2018-2028. En estos momentos, desde HISPASAT ofrecemos conectividad a más de 2.500 estaciones base, distribuidas en México, Estados Unidos, Brasil, Perú, Ecuador, Chile, Argentina y Colombia. Nos sentimos muy orgullosos de poder ofrecer este servicio a través de nuestra flota de satélites para extender la conectividad de forma económica, eficiente y con un rápido despliegue en aquellos sitios donde las tecnologías terrestres no pueden llegar.

Más información:

Visto en: Categoría 1

Este sitio web usa cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y recoger información sobre su navegación. Si pulsa "aceptar" o continua navegando consideraremos que admite el uso e instalación en su equipo o dispositivo. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies.