Sala de prensa

Otras noticias

El proyecto SAT2CAR supera con éxito las pruebas funcionales del coche conectado y entra en su fase final

06 de marzo de 2019

El pasado 20 de diciembre se realizaron en Vigo las pruebas de conectividad del proyecto Sat2Car, en el que Hispasat ha participado durante los últimos meses. Su objetivo era demostrar la viabilidad de las conexiones en un vehículo móvil desde diferentes lugares y condiciones de uso, de forma que se pueda validar estas tecnologías en los diversos escenarios previstos para el coche conectado.

El objetivo de Sat2Car es conectar con el resto del mundo un coche en movilidad, con independencia de su posición geográfica, mediante una combinación de infraestructura terrestre y satelital. Entre las aplicaciones más interesantes que puede ofrecer esta conectividad se puede destacar la detección de posibles fallos en el software de gestión del automóvil, la descarga de manuales de uso, actualizaciones de software o mapas, las llamadas de emergencia y los servicios de entretenimiento.

Tras varios meses realizando ensayos en laboratorio, en las últimas pruebas se ha verificado con éxito el buen funcionamiento de las comunicaciones del vehículo en dos escenarios diferentes. Por un lado, se ejecutaron pruebas de movilidad en las redes 3G/4G por las calles de Vigo y, por otro, se hicieron pruebas en modo estático sobre el satélite H30W-6 en las instalaciones del CTAG (Centro Tecnológico de Automoción de Galicia).

El enlace satelital forward se estableció desde la sede de Hispasat en Canarias hacia Vigo empleando el estándar DVB-S2X, y para el retorno, entre Vigo y Gran Canaria, se ha empleado el nuevo estándar de movilidad ETSI 102 744.

Durante este proyecto se han aplicado a este entorno servicios innovadores en el ámbito de la movilidad como SOTA (Software Over The Air, para actualizaciones de software sin cables) y WebRTC (aplicación para navegadores de Internet que habilita llamadas de voz, chatear y uso compartido de archivos P2P). Tras el éxito de las pruebas realizadas en diciembre en un escenario funcional, durante los meses de enero y febrero se están llevado a cabo las pruebas de estabilidad y de estrés de estas aplicaciones con el fin de determinar la velocidad y robustez que pueden alcanzar las comunicaciones para el coche conectado. Con ellas se pondrá fin al proyecto piloto de coche conectado.

Los resultados obtenidos en el conjunto de este programa contribuirán al proceso de estandarización de estas tecnologías y ofrecerán conclusiones sobre el potencial de los servicios de telecomunicaciones, tanto terrestres como satelitales, para el sector de la automoción en los nuevos ecosistemas híbridos.

HISPASAT colabora para este proyecto en un consorcio formado por varias empresas, entre las que se encuentran el grupo PSA Peugeot Citroën, la compañía orensana Egatel o el centro tecnológico Gradiant, iniciando así el camino hacia el futuro coche conectado global, basado en el ecosistema 5G y las diferentes conectividades que se puede ofrecer combinado la infraestructura terrenal con los satélites.


Este sitio web usa cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y recoger información sobre su navegación. Si pulsa "aceptar" o continua navegando consideraremos que admite el uso e instalación en su equipo o dispositivo. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies.